CASO PARTICULAR – VIVIENDA UNIFAMILIAR (I)

CASO PARTICULAR – VIVIENDA UNIFAMILIAR (I)
CASO PARTICULAR – VIVIENDA UNIFAMILIAR (I)

Cuando hablamos de gestión de consumos, el proceso es similar independientemente de que se trate de una instalación industrial, un pequeño comercio o una vivienda.

Es cierto que en cada uno de los casos anteriores los objetivos son distintos (como lo es el uso) y por esto debemos diseñar el proceso a medida de cada caso, pero para conseguir ahorro el proceso es similar y tal como figura en en “http://www.animagd.com/servicios/gestion-de-consumos/”  el ciclo de gestión energética se completa con el siguiente proceso:

  1. Toma de datos
  2. Análisis de la información obtenida
  3. Actuación – implantación de estrategias aprobadas
  4. Supervisión de resultados

Aunque los resultados son siempre positivos, no todo el mundo es partidario de someter sus “intimidades” al escrutinio ajeno, por lo que para ilustrar este proceso nos serviremos de un caso real correspondiente a una vivienda unifamiliar cuyo propietario nos autoriza a publicar.

Nos centraremos en el consumo de electricidad, (pero ya sabemos que se puede realizar la misma gestión con consumos de agua o gas).

La vivienda en cuestión tiene una superficie aproximada de 250 m2 útiles repartidos en 200 m2 de vivienda y 50 m2 que tienen un uso de despacho profesional.

La mayor parte del consumo procede del uso residencial: instalación de iluminación, cocina vitrocerámica de inducción, horno, frigorífico, congelador, horno microondas, lavadora, lavavajillas, secadora eléctrica, televisor, equipo de sonido y caldera.

La vivienda  reúne unas características térmicas muy altas, está clasificada con una “A” que es el valor más alto en la escala de eficiencia energética para viviendas. Por tanto sus consumos de calefacción no son altos para una vivienda de esta superficie, especialmente si tenemos en cuenta que dispone de una gran superficie de huecos acristalados. El coste de los últimos cuatro años es de 125 €/mes en consumo de calefacción y ACS.

La calefacción se ha resuelto con un sistema de suelo radiante vinculado a una caldera de biomasa.

La vivienda no dispone de sistema de climatización para refrigeración.

Puesta en marcha del proceso  –  Análisis de consumos – períodos P1 y P2

El primer paso para iniciar este camino hacia el ahorro es conocer el consumo. Para ello se ha mantenido instalado un sistema de monitorización doméstica que proporciona información de consumos hora a hora.

Este dispositivo nos indica también el nivel máximo de demanda de potencia, lo que es una información muy valiosa de cara a optimizar la contratación.

El sistema instalado ha recopilado datos durante los últimos tres años, y después de comparar los consumos de este período se comprueba que no hay grandes variaciones entre unos años y otros.

Por tanto, tomaremos los datos del año 2015 para el primer análisis. Una posible estrategia para conseguir ahorro podría ser modificar la tarifa contratada.

Partimos de una contratación del tipo 2.0A con un solo precio para las 24 horas y queremos saber si con una tarifa con discriminación horaria (tarifa nocturna) se conseguiría ahorro.

A partir de la  información que aporta el monitor de consumo hemos confeccionado el siguiente cuadro en función de los horarios de una tarifa 2.0DHA

RESUMEN DE CONSUMO AÑO 2015 por períodos P1 y P2

CALCULO-CONSUMO---PERIODOS_240316

Como se puede observar, los consumos de esta vivienda son muy similares en el período diurno y el período nocturno. Hasta el momento no se ha seguido una pauta especial de cara a consumir en un horario u otro ya que el precio era único, lo que nos lleva a pensar que en el futuro, con unas indicaciones mínimas se podrá desviar parte del consumo al consumo nocturno sin gran esfuerzo por parte del usuario.

Veamos ahora la diferencia en los precios de la electricidad:

  • Situación inicial: con la tarifa única, el precio medio del consumo durante el año 2015 ha sido de 0,134031 €/kWh a este precio hay que sumarle los impuestos correspondientes (impuesto de la electricidad e iva) y repercutirle el resto de costes de la factura (alquiler del equipo de medida y potencia contratada) pero para un análisis más fácil usaremos el precio del kWh.
  • Precios con tarifa 2.0DHA, a través de su página web, hemos recopilados los precios de una cooperativa de consumo muy popular que ofrece los siguientes precios:
    • Período P1 (horario punta): 0,1490 € kWh
    • Período P2 (horario valle): 0.073 €/kWh

El precio para el período P1 supone un 11,16% de aumento en relación al precio de la tarifa de partida, pero para el período P2 conseguimos un 45,53% menos.

Por tanto y ya que hemos comprobado previamente la paridad en los consumos punta/valle es fácil concluir que con esta estrategia conseguiremos ahorro. Veamos cuanto:

GRÁFICO DE AHORRO en €

ahorro-camb-tarifa

Por tanto podemos concluir que esta primera estrategia propuesta resulta favorable para los intereses de nuestro cliente, ya que le permitirá ahorrar más de un 18% anual en la parte de consumos de su factura.

Si además de cambiar la contratación, logramos orientar los consumos de forma que la mayoría se desplacen a los horarios del período P2, el ahorro será mucho mayor ya que la diferencia de precio es sustancial.

En próximos artículos hablaremos del resto del proceso, haciendo hincapié en la contratación de potencia y la elección de la nueva compañía comercializadora.

¡Infórmate!

Regístrate al newsletter